¿La libertad de prensa, en vía de extinción en nuestro país?

Linea Editorial.

Con los últimos acontecimientos que hacen referencia al posible cierre del Canal Uno, por la no adjudicación por parte del gobierno Nacional para que siga manejando la franja pública en el proceso licitatorio de nuestra televisión, se abre un abanico de especulaciones y se siembra la utopía que en Colombia, la libertad de expresión, de derecho fundamental, innegociable en nuestra Constitución Política, pasará a ser un recuerdo efímero que se marchita al parecer, por el mezquino interés del sector político y aliado principal del actual Gobierno, quienes aparentemente se vieron afectados ante la crítica y los cuestionamientos de la casa periodística de dicho canal y en represalia parece ser, coadyuvaron para que sus influencias repercutieran en la no continuidad del Canal.

Cuando vemos en reiteradas oportunidades que lo que ocurre en Venezuela y más concretamente con las medidas de su gobierno en contra de los medios de comunicación, cercenando vorazmente la libertad de expresión de las distintas casas periodísticas, que relatan los hechos lejos de la conveniencia del palacio de Miraflores, miramos con optimismo que en nuestro país eso no ocurre, o mejor, no ocurría, de inmediato nos damos cuenta que la amenaza parece estar tan cerca, que la estamos viviendo, como dormir con nuestro enemigo.

Muchos en nuestro país, coinciden en afirmar que el señor Álvaro Uribe Vélez, ex presidente de esta nación, senador actual de la república y según muchos, mentor del actual mandatario, parece cumplir su promesa de hacer todo lo que sea posible, para bloquear, cercenar, amordazar y acabar con el Canal de interés público o Canal Uno, medio de comunicación que ha sido bastante crítico con él y con cada una de sus aparentes y dudosas acciones, razones y motivos que dejó entrever en épocas de campaña electoral.

Volviendo a la libertad de prensa, sin duda alguna, es un elemento inherente al derecho más amplio a la libertad de expresión. La prensa juega un papel fundamental, al contextualizar la información, creando puntos de discusión, equilibrio noticioso y debate público, sobre cualquier tema de interés general para toda la población. La UNESCO, viene trabajando en la implementación de un rol para que la libertad de prensa sea garantizada y profundizada. Es por esto que hoy preocupa que en nuestro país, se pudiesen presentar situaciones donde la libertad de prensa se vea amenazada de muchas formas.

Finalmente, el panorama no parece ser muy alentador, cuando a la vuelta de cada esquina en nuestro país, se percibe un aroma de censura en contra de los medios, lo que hace pensar que la libertad de prensa, en Colombia, va camino a la vía de extinción.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*