Servicomercializadora Barraza Mora S.A Empresa con tradición, prestigio y calidad

Nuestros servicios están garantizados bajo estrictos protocolos de bioseguridad, avalados por las autoridades de salud del municipio y del Atlántico.

LA HISTORIA

En el año de 1.991, en las instalaciones del antiguo matadero del municipio, ubicado en el populoso barrio Juan Domínguez, la Servicomercializadora Barraza Mora S.A o Matadero Moderno de Soledad, comenzó sus actividades, tras una iniciativa de crear una empresa con proyección, competitiva, autosostenible en el tiempo y que brindara todas las garantías de calidad y eficiencia. El gran gestor de esta empresa fue el señor Alberto Barraza Manotas, todo un visionario y un hombre con gran arraigo y respeto en el municipio de Soledad.

Barraza Manotas impulsó toda una estructura empresarial, que rápidamente se convertiría en una matriz generadora de empleos y mejoramiento de la calidad de vida del lugareño, en esta región del departamento del Atlántico. Alberto Barraza Manotas, en sus inicios contó con el apoyo financiero del señor Jaime Orozco, quien, conociendo de
sus capacidades de emprendimiento, decidió apoyarlo económicamente, para crear la gran empresa que es hoy.

La firma funcionó, hasta finales del año 1995, en la sede del antiguo matadero; su sede actual se construyó en donde funcionaba un aserradero denominado San Lorenzo, poco después de haber comprado esos terrenos.

AVANCES

Con el inicio de la construcción de la “planta de beneficio”, por parte del señor Alberto Barraza Barraza Manotas, junto a un equipo integrado por los profesionales Jorge Retamozo y Álvaro Orozco, entre otros, comenzó una nueva etapa de modernización y crecimiento.

Después de diseñar dicha planta, el matadero comenzó a funcionar en 1996 en el lugar antes mencionado En esa época se contaba con una Planta de Beneficio con toda una infraestructura, acorde a las exigencias de la secretaria de Salud Departamental, instancia encargada, en ese entonces, de la vigilancia de estos sectores empresariales, mismos que contaban con una serie de equipos que a la fecha eran exigidos conforme a las normas vigentes; posteriormente la supervisión del manejo de las plantas de beneficio pasa la al Invima y se obliga a los mataderos a modernizarse.

EL LEGADO

En el año 2008, se exige a estas plantas a presentar un “plan gradual”, de conformidad con el Decreto 1500, y el mismo es presentado por Alberto Barraza Manotas, quien fallece el 10 de mayo de ese mismo año.

Es cuando la administración y dirección es asumida por su esposa, Ana Elvira Mora de Barraza, y sus hijos. Dicho plan gradual comprometió a los herederos del señor Alberto, en la casi total reconstrucción de la planta de benéfico, así como el desarrollo de una serie de mejoras, entre las cuales se registran la construcción de corrales de concreto y cuartos fríos, además de otras mejoras que le aportaron un significativo avance empresarial, asegurando un desarrollo sostenible, desde el punto de vista financiero.

HOY

Hoy la planta de beneficio de la Servicomercializadora Barraza Mora S.A. o Matadero Moderno de Soledad, es una empresa que cuenta con una sólida infraestructura moderna, donde el sacrifico se hace en forma aérea, es decir a través de rieles y winches, cuenta con sierras eléctricas, peladoras eléctricas, pistola neumática para el sacrifico.

La planta cuenta con cuatro cuartos fríos, caldera que garantiza una desinfección a vapor, planta eléctrica, con básculas modernas para sus pesajes y con unos corrales totalmente en concreto, los cuales garantizan total seguridad para el sacrifico de las reses; así como una excelente zona de parqueo, entre otras comodidades.

GARANTÍA Y CALIDAD

Hoy la empresa cuenta, además, con todos los permisos del Invima que le permiten prestar un excelente servicio a todos sus usuarios y garantizarle a Soledad y a toda el área metropolitana, el abastecimiento de carne y subproductos de primera calidad.

La Servicomercializadora Barraza Mora S.A. o Matadero Moderno de Soledad, nació y se desarrolló bajo los preceptos y la proyección de una empresa, que se ha transformado en patrimonio y orgullo de este municipio cuyo significativo valor le representa a Soledad, un bastión importante en la generación de empleos directos e indirectos, además de un determinante aporte en el mejoramiento de la calidad de vida de esta tierra. Nuestros servicios están garantizados bajo estrictos protocolos de bioseguridad, avalados por las autoridades de salud del municipio y del Atlántico.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*